FUNCIONES DE RELACIÓN DE PROTOZOOS A CORDADOS.


Los animales desde los más simples (protozoos) hasta los más complejos (vertebrados) reaccionan ante los estímulos ambientales mediantes la excitabilidad del protoplasma.

En los organismos unicelulares es la misma célula la que recibe y transmite las sensaciones; en los pluricelulares la tendencia es a la existencia de células especializadas en la recepción de impulsos, dichas células constituyen un sistema receptor (órganos sensoriales, sistema nervioso y sistema endocrino) que coordina la actividad de los efectos (músculos, glándulas, nematocisto).

Los receptores se clasifican según el estimulo al que son sensibles en: quimiorreceptores, mecanorreceptores, termorreceptores y fotorreceptores.

Quimiorreceptores: En el hombre los quimiorreceptores se localizan en el revestimiento de la boca (gusto) y en el epitelio de la nariz (olfato). El gusto reacciona ante sustancias en solución y el segundo ante sustancias gaseosas.

En otros vertebrados (peces) y en animales inferiores (insectos) dichos órganos se localizan a nivel de la cabeza.

Mecanorreceptores: (Tacto, presión, audición y equilibrio). El hombre y otros mamíferos presentan en la piel receptores nerviosos sensibles al tacto, la presión, la temperatura y el dolor.

Los sentidos de la audición y del equilibrio se localizan en el oído de los mamíferos.

La mayoría de los animales presentan un órgano del equilibrio conocido como estatocisto. En ciertos tipos de insecto (dípteros), el segundo par de alas se encuentra transformado en una estructura redondeada denominada alterio o balancín que se mueve hacia arriba y hacia abajo para actuar como un órgano del equilibrio.

Termorreceptores: La mayoría de los animales superiores e inferiores presentan estructuras termorreceptoras sensibles a los cambios de temperatura.


Fotorreceptores: Los animales, con muy pocas excepciones, responden a los estímulos lumínicos.

Los protozoos no presentan órganos sensibles a los estímulos lumínicos, sin embargo reaccionan a los cambios de intensidad lumínica.

Los invertebrados presentan estructuras capaces de reaccionar ante estímulos lumínicos; en los pulpos (molusco) se presenta una estructura denominada cámara ocular, especie de esbozo del ojo de los vertebrados. En los artrópodos (crustáceos e insectos) el órgano de la visión de denomina ojo compuesto o en mosaico, constituido por millares de estructuras sensibles a la luz denominada omátidas.Los organismo pluricelulares coordinan las diversas actividades mediante el sistema nervioso y un sistema endocrino, el cual ejerce su influencia a través de secreciones glandulares.


Fuente:
Biología Moderna 4
Cuarto Curso Educación Media
Edición 1988