TEORÍAS DEL DESARROLLO HUMANO - Enciclopedia de Tareas

TEORÍAS DEL DESARROLLO HUMANO


Teorías del Aprendizaje

La teoría del aprendizaje ubican la llave de la naturaleza del hombre en el modo en que es conformado por el ambiente. De acuerdo con ellas, la mayor parte de la conducta es adquirida por aprendizaje. El aprendizaje es un proceso extensivo que no está confiando en la escuela, o la instrucción formal, sino que comprendan también el apropiamiento de una moralidad tendencias y maneras, como los gestos o incluso el tartamudeo: el aprendizaje, pues, cubre una amplia gama de comportamiento. Los teóricos del aprendizaje consideran al desarrollo infantil una acumulación gradual de conocimientos, habilidades, recuerdos y aptitudes.

Podemos ver que las teorías del aprendizaje provienen de ciertas nociones de la conducta o teoría conductista, entre ellas el condicionamiento clásico y el operante. También veremos cómo las teorías del aprendizaje social reconocen la función del pensamiento consciente en la determinación del pensamiento.

Teorías Conductista

Estas teorías se fundamentan en la creencia de que el ambiente es el factor más significativo en el desarrollo del hombre. Plantea que los seres humanos nacen sin ideas innatos y que queda al ambiente****, conductas, pensamientos y sentimientos.

Los conductistas creían que el aprendizaje ocurre por medio de condicionamiento clásico y operante.

Condicionamiento Clásico

Nuevos estímulos se aparean con respuestas establecidas. Se piensa que de este modo aprendemos mucho de nuestras respuestas emocionales.

Podemos entender cómo opera la generalización de estímulos en la vida cotidiana de los niños; por ejemplo, las batas blancas de los médicos o el olor de las medicinas despierta su miedo porque los asocian a experiencias desagradables, como las dolorosas inyecciones.


Condicionamiento Operante

Para el conocimiento operante, la conducta debe ocurrir antes de que sea reforzada. Muchos principios del condicionamiento operante han sido aplicados a la educación y a programas de dominio conductual.

Los ejemplos ilustraron el condicionamiento clásico, pero los procesos no se aplican tan bien a conductas más complejas, como aprender a conducir, jugar beisbol o declamar, que son muestras de conducta operante o predominante voluntaria.

La diferencia fundamental entre condicionamiento clásico y operante estriba en que el operante la conducta no puede ser provocada de manera automática, sino que debe ocurrir antes de ser fortalecida por condicionamiento, es decir, antes que se asocie a una recompensa. Aquí, las conductas premiadas o reforzadas tienen las tendencias a recurrir.

Teoría del Aprendizaje Social

A diferencia de los teóricos del aprendizaje más renacentista, los del aprendizaje social conceden al pensamiento consciente una función de mayor en la conducción de la conducta.

Las teorías del aprendizaje social aplican los principios del aprendizaje a la conducta social. Muchos de estos aprendizajes ocurren por el proceso de observación y modelamiento que enseñan a los niños roles sexuales, actitudes sociales y juicios morales. Por los demás, aunque tienen utilidad práctica, no aplican conductas complejas como el lenguaje.