INSTRUMENTOS SONOROS

Se pueden clasificar en tres grandes grupos: los de viento, los de cuerda y los de percusión.

Los instrumentos de viento son los tubos sonoros, y pueden ser de embocadura de flauta y de embocadura de lengüeta. En los tubos de embocadura de flauta el aire se ve impulsado hacia un orificio L, llamado luz, con lo que choca con el bisel B y le hace vibrar, produciendo el sonido. De este tipo son la flauta y los tubos de órganos. Afines a ellos son la trompeta y la corneta, en las que el labio del ejecutante actúa del bisel, para excitar el sonido. El aire del tubo al entrar en vibración amplifica la nota.

En los tubos de embocadura de lengüeta el orificio por donde ha de pasar el aire está obturado por una lámina metálica L, que vibra al paso del aire y produce el sonido que el tubo refuerza.

Los instrumentos de cuerda llevan cuerdas de alambra o de tripa; pueden hacerse vibrar por pulsación, como en la guitarra; por golpeo, como en el pino; por frotación, como en el violín. En todos ellos se fundamental la caja de resonancia, que amplifica el sonido.

Entre los instrumentos de percusión, construidos a base de placas o membranas, tenemos de tambor y los platillos de las bandas de música, que producen acompañamientos muy sencillos, pero muy completos. De este tipo es también el gramófono.

Fuente:
Física Química, 4to, Autores: Constantino Marcos, Jacinto Martínez
Pedido a Librería S.M. General Tabanera, 39, Madrid (19). Págs. 69-70.
ads
 
Copyright © . Enciclopedia de Tareas - Posts · Comments
Theme Template by BTDesigner · Powered by Blogger