GRUPOS DE PRODUCCIÓN EN LA SOCIEDAD PRIMITIVA - Enciclopedia de Tareas

GRUPOS DE PRODUCCIÓN EN LA SOCIEDAD PRIMITIVA


Las relaciones de producción de la sociedad primitiva se manifestaron primeramente como relaciones entre los hombres en lo tocantes a la apropiación de productos hechos de la naturaleza en grupos pocos numerosos de hombres unidos por vínculos de consanguinidad en lo fundamental.

El carácter primitivo de los instrumentos de trabajo y las peculiaridades de la organización física del hombre primitivo limitan la posibilidad de éste de alejarse de su morada y, por tanto, restringían el área “de nutrición”. En tales condiciones solo un grupo poco numeroso (como estiman muchos arqueólogos y etnógrafos, los grupos no pasaban de 50 personas) podía asegurarse alimento.

En las primeras fases de la vida social, los hombres primitivos se agrupaban espontáneamente para procurarse medios de subsistencia, constituyendo “… comunidades organizadas al estilo más o menos comunistas….”. La casa común y la vivienda colectiva constituían la base económica de la antigua comunidad.

Cada “grupo de producción” era un todo relativamente independiente y separado. Pero eso no significaba aislamiento absoluto entre los grupos. El aumento numérico de los componentes de un grupo de producción, siendo limitados los recursos alimenticios en la zona de su habitación originaba el desglosamiento de nuevos grupos que se buscaban nuevas áreas “de nutrición”.

El progreso de las fuerzas productivas ampliaba las posibilidades de producción del hombre primitivo y suscitaba la necesidad de pasar a nuevas formas de organización social de la producción. En los albores del paleolítico superior. (Hace aproximadamente 60 mil años) vino a sustituir la manada humana primitiva y sus grupos relativamente independientes la comunidad gentilicia. En lo sucesivo, dichas comunidades formaron tribus.

La comunidad gentilicia era más numerosa que el grupo pregentilicio. Constaba de parientes, que procedían de un mismo progenitor, y de personas procedentes de otros grupos de producción, pero que habían contraído matrimonio con miembros de dicha comunidad, ya que, con arreglo a la costumbre establecida no se admitían matrimonios de parientes cercanos. Visto que, en la vida económica de las comunidades gentilicias tempranas, el papel decisivo correspondía a la mujer, el parentesco se computaba por línea materna.


Fuente:
Economía Política. Capitalismo. Manual, grupo de autores encabezado por el académico A. Rumiántsev. 3ra. Ed. Editorial Progreso Moscú. 1985