LA SOCIEDAD CAPITALISTA - Enciclopedia de Tareas

LA SOCIEDAD CAPITALISTA


La Sociedad Capitalista constituye la versión más acabada, de una sociedad basada en la explotación y utilización del trabajo para la explotación del hombre por el hombre.

La época del capitalismo se distingue, por haber simplificado las contradicciones de clase. Toda la sociedad va dividiéndose cada vez más, en dos grandes campos enemigos, en dos grandes clases, que se enfrentan directamente: La burguesía (los patrones) y el Proletariado (los trabajadores).

En el capitalismo surge la gran industria, en donde el pequeño taller es sustituido por la máquina y la caldera de vapor; y en donde ya no hay necesidad de andar en carruaje tirados por caballos o en barcos de velas a no ser por deporte o diversión, pues la humanidad ya conoce el avión, el ferrocarril y los barcos trasatlánticos.

La burguesía (los capitalistas-patronos) no solamente debía ser propietaria del dinero, de la industria y del mercado (poder económico) sino que podía, y así lo hizo- pasar a la toma del poder político- a controlar el aparato estatal como instrumento regular de los enfrentamientos económicos, políticos y sociales de una sociedad dividida en clases.

La burguesía, sin embargo, no puede mantener y ampliar su dominio si no desarrolla cada día a mayor grado la maquinaria técnica y científica de la industria y con ella la propia civilización; pero tampoco puede existir producción burguesa y por tanto burgueses, si no hay una clase trabajadora, clase que en definitiva es la productora de todas las mercancías, que la burguesía usa para su enriquecimiento y provecho propio.

La lucha del proletariado contra la burguesía comienza con su surgimiento. Al principio, la lucha es entablada por obreros aislados; después por los obreros de una misma fabrica; más tarde por los obreros de un mismo oficio; y luego toda la clase obrera lucha contra toda la clase capitalista, sus Gobiernos y su Estado. Al principio la clase trabajadora no se contenta con dirigir sus ataques contra las relaciones burguesas de producción basada en la explotación económica y la opresión social y política de los trabajadores, y los dirigen contra los instrumentos mismos de producción; destruyen las mercancías extranjeras que les hacen competencias.

Estas formas de luchas de los trabajadores evidencian que todavía no había consciencia de que son una clase, de que su suerte no está en el pasado, sino en el futuro de su combate; pero de esa lucha diseminada, aislada e individual, comienza a surgir una necesidad nueva. A eso contribuye el modernismo de la industria, el golpeo sistemático y la propia concentración de los trabajadores en masas, es decir, el carácter social de la producción. La explotación capitalista en la gran industria determina el surgimiento de la necesidad de organizarse sindicalmente.

Surgimiento del Sindicato en la Sociedad Capitalista.
El Sindicato surge entonces en la sociedad capitalista, cuando ésta entra en la etapa del maquinismo; es decir; “la industria moderna ha transformado el pequeño taller del maestro artesano patriarcal en la gran fabrica del capitalista industrial”; en donde “masas de obreros”, hacinados en la fábrica, están organizados en forma militar”. Como soldados rasos de la industria (los obreros) están colocados bajo la vigilancia de una jerarquía completa de oficiales y suboficiales. Los obreros no son solamente esclavos de la clase burguesa, del Estado burgués, sino diariamente, a todas horas, esclavos de la máquina, del capataz y sobre todo, del patrón de la fabrica.

Características de la Sociedad Capitalista:
1. La producción de mercancías para el mercado;
2. El trabajo asalariado.

En la sociedad capitalista el objetivo de la producción es el mercado y el trabajo tiene carácter asalariado. Esto significada que el obrero le vende su fuerza de trabajo al capitalista a cambio de un salario y que en el proceso de trabajo el obrero produce mercancías que el capitalista vende en el mercado para recuperar acrecentado el dinero que ha invertido en la compra de maquinarias, energía, materias primas y fuerza de trabajo.

Fuente:
Sindicato y Lucha Sindical. CGT-1982. Santo Domingo.