EL NEOGÓTICO


El Neogótico fue un estilo arquitectónico que forma parte de las corrientes históricas, el cual surge de forma nostálgica para mostrar lo que era el mundo medieval.

La primera edificación que utilizó este estilo aparece en Londres, Inglaterra, a principio del siglo XVIII.

En el siglo XIX, se lleva a cabo restauraciones de edificios medievales, llegándose a establecer el estilo neogótico, arquitectura realizada a imitación de la gótica medieval. Se desarrolla fundamentalmente en Inglaterra y en Francia, aunque va a tener importantes muestras en todos los países de Europa y en Estados Unidos

El neogótico tiene un acaecimiento en diferentes países, y diferentes regiones, no siendo el único, dado que este surgimiento neomedieval es indisociable del sentimiento nacionalista, uno de los componentes básicos de la mentalidad historicista son aquellos estilos arquitectónicos más prototípicos de cada lugar los que merecen una consideración preferente.

Este estilo posee características tales como arco apuntado, bóveda de crucería, contrafuertes y arbotantes. El empleo de nuevas técnicas é industrialización en la construcción, mediante el hormigón, la mampostería y ornamentación imitación piedra, etc. difieren del sistema constructivo original del gótico, basado en la construcción en piedra, como principal medio de construcción estructural.

El Neogótico busca los valores que se pierden en el movimiento clasicistas, como la complejidad, la novedad, la irregularidad, y las características de esa época. Este estilo fue poco a poco sumando importancia en la arquitectura, y perfeccionándose con los estudios y los trabajos realizados en su contexto.