LA DEPRESIÓN Y EL ESTRÉS PUEDEN ENCOGER EL CEREBRO - Enciclopedia de Tareas

LA DEPRESIÓN Y EL ESTRÉS PUEDEN ENCOGER EL CEREBRO


Existe una relación muy intima en el estrés y la depresión, pero cada uno posee padecimientos distintos que ameritan tratamientos específicos, a pesar de que sus síntomas son, muy parecidos y esto provoque confusión.

Investigadores de Estados Unidos encontraron una de las razones por las cuales la depresión y estrés pueden inducir a la pérdida parcial del cerebro.

Estos investigadores de la Universidad de Yale has descubierto una de las causas (interruptor genético) en la cual manifiestan el fenómeno que provoca que las alteraciones emocionales provoquen la perdida de las conexiones celébrales.

Se trata de un interruptor genético, el cual le llaman factor de transcripción. Este tiene la funcionalidad de desencadenar la pérdida de las conexiones en el cerebro de las personas y provoca depresión en los animales.

Los hallazgos, que se dieron a conocer en la publicación especializada Nature Medicine, muestran que el interruptor genético reprime la expresión de varios genes que son necesarios para la formación de conexiones sinápticas entre las células cerebrales. Eso puede contribuir a la pérdida de masa en la corteza prefrontal del cerebro.

Los investigadores buscaban descubrir cómo el estrés y la depresión pueden reducir el tamaño del cerebro.

El equipo de investigadores analizó tejidos de pacientes con depresión y de pacientes sin la enfermedad, donados por un banco de cerebros, y observó los diferentes patrones de activación genética.

Los cerebros de los pacientes que habían estado deprimidos mostraron niveles más bajos de expresión en genes que son requeridos para la función y la estructura de las sinapsis del cerebro.

El investigador que dirige el estudio, Hyo Jung Kang, descubrió que al menos cinco de esos genes podrían ser regulados por un solo factor de transcripción llamado GATA1.

Cuando el factor de transcripción fue activado, los roedores que también formaron parte del estudio mostraron síntomas relacionados con la depresión, lo cual indica que GATA1 juega un rol no sólo en la pérdida de conexiones entre neuronas, sino también en la generación de síntomas depresivos.

Fuente:
www.bbc.co.uk/