CARACTERÍSTICAS DE LOS FRUTOS CARNOSOS


Los frutos carnosos son aquellos aquellos que presentan pericarpio blando y jugoso al madurar.
En la clasificación de los frutos, los frutos carnosos pertenecen a la de los frutos simples; los cuales poseen un solo ovario.

Características:
Estos frutos son Jugosos, carnosos o a veces fibrosos, las cuales por lo general rodean sus semillas. Entre ellos podemos encontrar: Las bayas, véase (aguacate, alquejenje, caqui, fruta de la pasión, guayaba, kiwi, papaya, plátano, fresa, uva, frambuesa, grosella...), La Drupa, véase (albaricoque, cereza y guinda, ciruela, coco, mango, melocotón, nectarina...), cápsula (litchi) y hesperidio (kumquat, lima, limón, mandarina, naranja, pomelo...).

Los frutos carnosos al madurar poseen tres partes fundamentales, las cuales rodean sus semillas: (Epicarpo, el mesocarpo y el endocarpo).

El epicarpo, es la parte más externa del fruto la cual se ve a simple vista, sería como la cascara o piel de la fruta.

El mesocarpo, es la parte más gruesa del fruto. Por ejemplo, en un mango es la parte comestible de este.

El Endocarpo: es la parte que dura que cubre la semilla.

Los frutos carnosos poseen altas propiedades nutritivas. Gozan de minerales tales el potasio y fosforo, además de vitamina A, C, B-Caroteno, glúcidos (fructosa y glucosa), también sacarosa, entre otras.

Fuentes:
http://nutricion.nichese.com/frutas.html
http://frutas.consumer.es/documentos/conozcamos/imprimir.php