DEFINICIÓN DE ANATOCISMO - En economía - Enciclopedia de Tareas

DEFINICIÓN DE ANATOCISMO - En economía



En la ciencia de la economía, anatocismo es un término definido como aquella práctica consistente en el cobro de intereses sobre los intereses de una deuda. Esta situación resulta inadmisible cuando se refiere al inicio de la deuda (ab initio). Cuando la capitalización se produce al final del período constituye el interés compuesto.

En otras palabras y/o definición, anatocismo es aquella acción de cobrar intereses sobre los intereses de mora derivados del no pago de un préstamo, también conocido como capitalización de los intereses.

Generalmente, cuando se efectúa un préstamo, se determina una cuota mensual a pagar que es la suma de:

  • una cantidad que amortiza el capital prestado;
  • los intereses generados por ese período de tiempo.

Por tanto, el anatocismo consiste en que a la persona que no pague la totalidad o una parte de la cuota que le correspondía para un período determinado, el monto dejado de pagar se le sumará al capital prestado, y por ende pasará a formar parte del monto al cual se le calcularán los nuevos intereses.
A modo ejemplificativo, el devengo de intereses simple supondría que, en periodos sucesivos mensuales, una deuda de 1, 000,000 pesos a un 5% de interés aumente a la cantidad de 1, 250,000 pesos en 5 meses. El devengo de intereses con anatocismo supondría que la deuda de 1, 000,000 pesos ascendiera a la cantidad de 1, 276,280 pesos, cantidad que mes tras mes aumentaría en una mayor cantidad y que llegaría a los 1, 551,000 pesos 4 meses después frente a los 1, 450,000 pesos de no haber anatocismo.

Capitalización de Intereses

La capitalización de intereses quiere decir que la institución financiera agrega los intereses que ha generado el dinero que el cliente mantiene en la institución, al saldo que mantiene el cliente al momento de realizar este proceso, aumentando así su capital el mismo que servirá de base para la siguiente capitalización.

La capitalización puede ser simple o compuesta según que el interés no se acumule (Capitalización simple) o se acumule al capital al finalizar cada periodo de tiempo (Capitalización compuesta).

En la capitalización simple el interés no es productivo y podemos disponer de él al final de cada periodo. En la compuesta, el interés es productivo -se une al capital para producir intereses en el siguiente periodo- pero no podemos disponer de él hasta el final de la inversión.

La Capitalización de intereses aumenta el importe final debido en el préstamo, aumentando así la cantidad que se pagará en el tiempo, esto está estipulado en la Ley de capitalización. Esto se debe a que en la mayoría de los casos los intereses se seguirán acumulando en el préstamo una vez que esté en situación de cobro, incluso después de la capitalización que se ha producido. Esencialmente, esto significa que el prestatario paga intereses sobre los intereses.

Básicamente la Capitalización de intereses consiste en invertir o prestar un capital, produciéndonos intereses durante el tiempo que dura la inversión o el préstamo, se llama Capitalización. Por el contrario, la operación que consiste en devolver un capital que nos han prestado con los correspondientes intereses se llama Amortización.

Ciertamente, la capitalización de intereses puede ser beneficiosa en el corto plazo, pero muchos prestamistas recomiendan hacer los pagos de interés solamente si es posible, en lugar de aplazar los pagos por completo. Aunque el monto principal del préstamo no disminuirá al evitar la capitalización de los intereses devengados que se produzcan.