¿QUÉ ES LA ESPIROMETRÍA? - Enciclopedia de Tareas

¿QUÉ ES LA ESPIROMETRÍA?



La Espirometría es aquella técnica usada para la evaluar las funciones pulmonares, tales como son el volumen y el ritmo del flujo del aire que sale y entra a los pulmones. Se realiza a través de un espirómetro, una máquina capaz de leer los flujos aéreos. Es una prueba indolora y rápida; una de las más fidedignas para realizar un diagnóstico de enfermedades pulmonares. En otro concepto mejor desarrollado la espirometría consta de una serie de pruebas respiratorias sencillas, bajo circunstancias controladas, que miden la magnitud absoluta de las capacidades pulmonares y los volúmenes pulmonares y la rapidez con que éstos pueden ser movilizados (flujos aéreos). Los resultados se representan en forma numérica fundamentados en cálculos sencillos y en forma de impresión gráfica.

La espirometría es una prueba sencilla, rápida e indolora para detectar la EPOC que consiste en que, el paciente, tras una inspiración máxima, expulse todo el aire de sus pulmones durante el tiempo que necesite para ello.

¿Qué es la EPOC?

EPOC son las iniciales de Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica. Como su nombre indica, es una enfermedad de los pulmones que se caracteriza por obstruir parcialmente el paso del aire y, por lo tanto, la llegada del oxígeno a la sangre. La EPOC es una enfermedad crónica, es decir, que dura para siempre.

Es decir, la EPOC es una enfermedad pulmonar que dificulta la respiración normal. La EPOC es también una enfermedad progresiva, es decir, que empeora con el tiempo si no se evitan las causas que la provocan y no se trata correctamente. No obstante, si la EPOC se detecta con suficiente antelación, se puede frenar su progresión aplicando las medidas oportunas.

La principal causa de EPOC es el tabaco. La mayoría de los pacientes que padecen EPOC fuman o han fumado. También puede contribuir a su aparición la inhalación de otras sustancias que irritan los pulmones, como la polución del aire, vapores químicos, humos o polvo.

El aire se dirige hacia los pulmones a través de unos conductos cada vez más estrechos y más numerosos, como un árbol que se va ramificando desde los bronquios hasta los bronquiolos, unos tubitos muy finos que terminan en unos saquitos denominados alveolos. Los capilares sanguíneos, que son los vasos más pequeños y finos del sistema circulatorio, rodean estos alveolos y captan el oxígeno que llega hasta ellos, soltando el anhídrido carbónico (CO2). Para que estos gases, el oxígeno y el CO2, pasen desde los alveolos a la sangre y al revés, los alveolos deben ser muy finos y elásticos. En la EPOC, este proceso se produce de forma muy deficiente ya que:

-Los bronquiolos y los alveolos pierden su elasticidad.
-La finas paredes de los alveolos se destruyen y los bronquios se engrosan e inflaman.
-Los pulmones fabrican más moco de lo normal y esto hace que se obstruyan estas vías.

Preparación de la Espirometría

Antes del estudio, debe evitar tomar medicamentos contra el resfrío, cafeína, bebidas carbonatadas y exponerse al humo del tabaco. También debe evitar comer mucho antes del estudio.
Si está tomando algún medicamento, es posible que el médico le pida que deje de hacerlo durante una cierta cantidad de tiempo antes del estudio. El día del estudio, asegúrese de que use ropa ajustada que pueda interferir con su capacidad para inhalar y exhalar profundamente.

Indicaciones y Contraindicaciones de la Espirometría

-Indicaciones:

•Evaluar la función pulmonar ante la presencia de síntomas respiratorios.
•Diagnóstico y seguimiento de pacientes con enfermedades respiratorias.
•Evaluar el riesgo de procedimientos quirúrgicos así como la respuesta terapéutica frente a diferentes fármacos o en ensayos clínicos farmacológicos.
•Estudios epidemiológicos que incluyan patología respiratoria.

-Contraindicaciones:

•Toda aquella circunstancia que desaconseje la realización de un esfuerzo físico o que pueda derivar en una mala calidad de la prueba.

Referencias:


          [Consultado el 15 de Octubre de 2015]