PASTOREO ALTERNO O ALTERNADO – Ganadería - Enciclopedia de Tareas

PASTOREO ALTERNO O ALTERNADO – Ganadería



Pastoreo es un concepto que se emplea para nombrar al proceso y a las consecuencias de pastorear. Quien se encarga de desarrollar el pastoreo del ganado recibe el nombre de pastor. Esta persona se encarga de cuidar y de guiar a los animales cuando éstos se encuentran en una superficie abierta, fuera de establos o de estructuras similares.

Pastoreo, esta frase se refiere a que los animales como las vacas y los caballos, suelen andar sueltos por las llanuras y allí pastorean a su libre albedrío, generalmente se trata de animales salvajes, sin marca y sin dueños.

El pastoreo alterno o alternado, es un tipo de pastoreo y es aquel que se caracteriza por poco número de potreros, tiempo de pastoreo relativamente características largo, desgaste de la cobertura forrajera, se favorece la recuperación de los pastizales y notoria cantidad de maleza; consiste en utilizar en forma alternada los distintos potreros de una unidad de producción para permitir su recuperación y aprovechar mejor el crecimiento de los pastos.

Consiste en dividir un potrero en dos partes de dimensiones similares. Una vez realizado esto, los animales pastorean en una parte del potrero, mientras la otra permanece en descanso.

Este sistema permite ajustar mejor la carga animal, que en un potrero continúo. Así mismo, se puede obtener un mejor uso de los fertilizantes, controlar las malezas y ejercer un manejo más adecuado de los animales. Requiere, por lo general, de un período de ocupación por potrero más largo que el requerido en el pastoreo rotacional.

Ventaja de Pastoreo Alrnado

Una ventaja de este sistema, es el bajo costo en la hechura de cercas, ya que con solo trazar una cerca a la mitad de la finca se obtienen dos potreros, además de que solo se utilizará un bebedero y un comedero. Una desventaja importante del sistema de pastoreo alterno, es que tanto los días de ocupación como los de descanso serán iguales. Esto hace que el animal consuma solo el rebrote, afectando así la persistencia de la pastura.