APARICIÓN DE LA CISTITIS - Enciclopedia de Tareas

APARICIÓN DE LA CISTITIS


En medicina, el termino cistitis es definido como una inflamación aguda de la vejiga urinaria, con infección o sin ella, la misma como todos los términos médicos acabados en "-itis", hace referencia a la inflamación de un órgano, en este caso la vejiga. La causa más frecuente de esta inflamación es la infección por bacterias gram negativas, destacando entre todas la Escherichia coli. Para que un germen produzca cistitis primero debe colonizar la orina de la vejiga (bacteriuria) y posteriormente producir una respuesta inflamatoria en la mucosa vesical. A esta forma de cistitis se le denomina cistitis bacteriana aguda. Afecta a personas de todas las edades, aunque sobre todo a mujeres en edad fértil o a ancianos de ambos sexos. Otras formas de cistitis son la cistitis tuberculosa (producida en el contexto de una infección tuberculosa del aparato urinario), la cistitis química (causada por efectos tóxicos directos de algunas sustancias sobre la mucosa vesical, por ejemplo la ciclofosfamida), la cistitis rádica (secuela crónica de tratamientos con radioterapia sobre la pelvis), la cistitis glandular (una metaplasia epitelial con potencialidad premaligna) o la cistitis intersticial (una enfermedad funcional crónica que cursa con dolor pélvico, urgencia y frecuencia miccional).

La cistitis que surge después del sexo es igual a cualquier otra forma de cistitis de origen bacteriana. Por lo tanto, para entender la cistitis postcoital, necesitamos hablar rápidamente sobre qué es la cistitis en general.

Básicamente hay tres tipos de infección urinaria:

  • Cistitis, que es el nombre que damos a la infección de la vejiga.
  • Pielonefritis, que es una infección de uno o ambos riñones.
  • Uretritis, que es la infección de la uretra, canal que drena la orina de la vejiga

La cistitis y la uretritis generalmente aparecen juntas y generalmente son causadas cuando una bacteria invade el tracto urinario. En más del 80% de los casos de infección urinaria, sea causada o no por sexo, la bacteria responsable es la Escherichia coli (E. coli).

La E.coli es una bacteria que vive naturalmente en nuestro intestino. En el tracto intestinal, excepto en situaciones específicas, la E.coli vive en perfecta armonía con nuestro cuerpo, no siendo responsable por cualquier enfermedad. Sin embargo, fuera del tracto intestinal, la E. coli puede ser muy agresiva.

La infección urinaria se produce cuando la E.coli, que debería permanecer en los intestinos, puede colonizar el área alrededor de la vagina. La colonización de la región vaginal es el primer paso para el desarrollo de la cistitis, una vez que las bacterias intestinales que consiguen establecerse alrededor de la vagina tienen más facilidad en penetrar la uretra y alcanzar la vejiga.

Aunque la E.coli sea de lejos la causa más común de infección urinaria, otras bacterias del tracto intestinal también pueden causar cistitis, entre ellas, Proteus mirabilis, Enterococcus y Klebsiella pneumoniae.

Las mujeres tienen más infección urinaria que los hombres debido a la entrada de la uretra, que en las mujeres está mucho más cerca del ano que en los hombres. Además, la uretra de la mujer es más corta que la del hombre, haciendo con que la ruta de la E. coli hasta a la vejiga sea menor. Es mucho más fácil, por lo tanto, una bacteria migrar desde el ano hasta la vejiga de la mujer que del hombre.

Por lo tanto, para que una cistitis aparezca, se requieren 2 pasos:

  • Colonización de la región alrededor de la uretra por bacterias del tracto intestinal.
  • Invasión de la uretra y de la vejiga por estas mismas bacterias.

Fuentes:


Partes de nuestro contenido:

¡Busca en nuestra web!