Auditoría de cuentas y de las cuentas anuales


Una auditoría no es más que una revisión y verificación de las cuentas y de la situación económica de una empresa o entidad. Existe lo que es: auditoría de cuenta y de las cuentas anuales.

Auditoría de cuentas

Es aquella a actividad profesional, realizada por una persona calificada e independiente, consistente en analizar, mediante la utilización de las técnicas de revisión y verificación idóneas, la información económico-financiera deducida de los documentos contables examinados, y que tiene como objeto la emisión de un informe dirigido a poner de manifiesto su opinión responsable sobre la fiabilidad de la citada información, a fin de que se pueda conocer y valorar dicha información por terceros.

La auditoría de cuenta es una actividad que no debe ser llevada o realizada por cualquier persona, tendrá necesariamente que ser realizada por un auditor de cuentas, mediante la emisión del correspondiente informe y con sujeción a los requisitos y formalidades establecidos en la Ley de Auditoría de Cuentas (Real Decreto Legislativo 1/2011, de 1 de julio, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley de Auditoría de Cuentas), por el Reglamento que la desarrolla (Real Decreto 1517/2011, de 31 de octubre), y las normas técnicas de auditoría, que constituyen el cuerpo regulatorio que establece la actuación profesional del auditor. En razón de los documentos contables objeto de examen, la actividad de auditoría de cuentas presenta las modalidades de Auditoría de Cuentas y Trabajos de Revisión y verificación de otros estados o documentos contables sujetos a la normativa de auditoría. Cabe destacar que los procedimientos de auditoría se realizan para dar una opinión o no de los Estados Contables del ente, y mediante la misma dar a conocer si reflejan razonablemente la situación económico financiera de la entidad.

Auditoría de las cuentas anuales

Es la verificación y determinación de si dichas cuentas expresan la imagen fiel del patrimonio y de la situación financiera de la empresa o entidad auditada de acuerdo con el marco contable que resulte de aplicación. Cuando la entidad o empresa auditada viniera obligada a emitir un informe de gestión, o lo hubiera emitido voluntariamente, los auditores de cuentas extenderán su examen a la verificación de la concordancia de los datos contenidos en el mismo con los de las cuentas anuales examinadas. Los Trabajos de Revisión y verificación de otros estados o documentos contables, que se realicen por un auditor de cuentas y que tengan como objeto la emisión de un informe dirigido a poner de manifiesto una opinión técnica frente a terceros sobre si dichos estados o documentos contables reflejan adecuadamente los hechos económicos acaecidos en la empresa o entidad auditada de acuerdo con el marco contable que resulte de aplicación deberán realizarse de acuerdo con las normas técnicas de auditoría correspondientes. El trabajo concluirá con la emisión de un informe de revisión y verificación de otros estados o documentos contables, que no se denominará de auditoría, sino de revisión y verificación del correspondiente documento contable.

Podrán realizar la actividad de auditoría de cuentas las personas físicas o jurídicas que, figuren inscritos, como ejercientes en el caso de las personas físicas, en el Registro Oficial de Auditores de Cuentas del Instituto de Contabilidad y Auditoría de Cuentas y hubieran prestado fianza en garantía de las responsabilidades en que pudieran incurrir en el ejercicio de su actividad.

Los auditores de cuentas deberán ser independientes, en el ejercicio de su función, de las empresas o entidades auditadas. Se entiende por independencia la ausencia de intereses o influencias que puedan menoscabar la objetividad del auditor.
Versión 7.01 by Js & enciclopediadetareas.net