Concepto de consolidación de estados financieros


Los estados financieros son informes que utilizan las instituciones para dar a conocer la situación económica y financiera y los cambios que experimenta la misma a una fecha o periodo determinado. En contabilidad, la consolidación de estados financieros es utilizada para elaborar cuentas anuales únicas que engloban los datos de un grupo de sociedades, sintetizando en una visión única la situación patrimonial, económica y financiera correspondiente a las cuentas de diferentes empresas que están interrelacionadas y constituyen un grupo empresarial.

La presentación de las cuentas consolidadas contribuye a suministrar información más válida a:

  • El Estado como instrumentador del control y fiscalidad.
  • La gerencia de la sociedad dominante o controladora.
  • Los accionistas de las empresas para un mejor conocimiento de la forma en que se gestionan sus intereses patrimoniales.
  • Los futuros inversores.
  • Los clientes, proveedores y prestamistas.
  • Los empleados.

En casi todos los países existe también un régimen de consolidación contable y un régímen de consolidación fiscal para los grupos de sociedades, como régimen especial del Impuesto sobre sociedades, al que tienen acceso de forma voluntaria, los grupos que cumplan determinados requisitos. La aplicación del régimen de consolidación fiscal implica la ausencia de tributación individual del Impuesto sobre sociedades de las entidades incluidas en ese grupo.

En la consolidación de estados financieros se encuentra ciertos conceptos básicos, entre ellos están:

  • Compañía tenedora: Es aquella que tiene inversiones permanentes en otras compañías.
  • Compañía controladora: Es aquella que controla a una o más subsidiarias, es decir, que posee más del 50% de las acciones comunes en circulación de otras compañías.
  • Compañía subsidiaria: Es la empresa que es controlada por otra conocida como controladora, es decir, que es poseída por del 50% de las acciones comunes en circulación.
  • Compañía afiliada: Son aquellas compañías que tienen accionistas comunes o administración común significativa, es decir, que tienen inversión de otra compañía entre el 25% y el 50% de sus acciones comunes en circulación.
  • Compañía asociada: Es una compañía en la cual una compañía llamada tenedora tiene influencia significativa en su administración, pero sin llegar a tener el control de la misma.
  • Control: Es el poder de gobernar las políticas de operación y financieras de una empresa a fin de tener beneficio de sus actividades.

Se considera que se tiene el control de otra empresa cuando se posee directa o indirectamente a través de subsidiarias más del 50% de las acciones en circulación con derecho a voto de la compañía emisora.

  • Influencia significativa: Es el poder para participar en decidir las políticas de operación y financieras de la empresa en la cual se tienen inversión, pero sin tener el poder de gobierno sobre dichas compañías y políticas.
  • Interés minoritario: Es la porción de la utilidad o pérdida neta del ejercicio y del resto del capital contable de las subsidiarias consolidadas que es atribuible a accionistas ajenos a la compañía controladora.
  • Inversiones permanentes en acciones: Son aquellas efectuadas en títulos representativos del capital social de otras empresas (acciones, partes sociales o certificados de aportación) con la intención de mantenerlas por un plazo indefinido (largo plazo). Generalmente estas inversiones se realizan para ejercer control o tener injerencia sobre otras empresas.
Versión 7.01 by Js & enciclopediadetareas.net