Turismo de la cadena montañosa Macizo del Jura

Esta pequeña cadena montañosa llamada Macizo del Jura está situada al norte de los Alpes, cuyo punto más alto alcanza los 1.720 msnm (Crêt de la Neige). Limita al sur con la cuenca del Ródano y al norte lo limita el Rin y sirve de divisoria de aguas entre ambos ríos. Se extiende siguiendo aproximadamente una dirección suroeste-nordeste. En sentido amplio, afecta a territorios de Francia, Suiza y Alemania, pudiendo reconocerse en ella el Jura franco-suizo, el Jura alemán y el Jura de Franconia.

La cadena montañosa ha dado su nombre al departamento francés de Jura, al cantón suizo de Jura y a una era célebre de nuestro planeta, el Jurásico. En este periodo se formaron las rocas que conforman sus montañas.

El Jura ofrece una variedad de actividades turísticas como el ciclismo, el senderismo, el esquí alpino y el de travesía. Hay muchos senderos marcados por postes, tales como el camino de la cresta del Jura, una ruta de montaña de 3103 km de longitud.

Las atracciones turísticas incluyen rasgos naturales como el Creux du Van, picos desde los que se tienen vistas como el Chasseral y cuevas como las Grottes de l'Orbe y gargantas como Taubenloch. Para aficionados a los relojes suizos resulta interesante una gira por el "Watch Valley" - "Valle de los Relojes" que se extiende por todo el Jura suizo, desde Schaffhausen hasta Ginebra.

Tanto Le Locle como su ciudad hermana geográficamente, La Chaux-de-Fonds, han sido reconocidas ahora como lugares patrimonio de la humanidad de la Unesco, por su pasado horológico y cultural. El Fort de Joux se encuentra en un lugar natural rocoso que hace de él un impresionante monumento y un importante destino turístico.